5 buenas razones para hacer yoga ‍♂️

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

¡El yoga no es un deporte, es mucho más que eso! Al practicar yoga, haces tanto bien a tu cuerpo como a tu mente. ¡Creas nuevos rituales contigo mismo, dentro y fuera de tu colchoneta!

Tomarás conciencia de tu respiración diaria y aprenderás a gestionarla mejor. Hacer yoga es avanzar hacia la armonía del cuerpo y la mente con el mundo que nos rodea.

¡Es una verdadera filosofía de vida que te acompaña mucho más allá de la esterilla de yoga! Si alguna vez lo dudas, te detallamos en este artículo 5 buenas razones para comenzar a practicar yoga sin demora.

1) ¿Anclarse en el momento presente?

Hacer yoga es sobre todo tomarse un momento solo para ti y para hacerte bien en tu esterilla. De hecho, la práctica del yoga postural se basa en la conciencia de uno mismo y del propio cuerpo en el momento presente. Cuando desenrollas tu tapete de yoga, pones tu cerebro en pausa durante la sesión.

Durante este tiempo, volverás a centrarte en tu respiración y tus sensaciones en las posturas: ¡estás plenamente aquí y ahora!

La meditación para abrir o cerrar las sesiones te permite observar tus pensamientos  : muy a menudo se vuelven hacia el futuro o el pasado. Adquirirás el hábito meditando para dejar de lado el tiempo para volver a ti y a tus sentimientos en el momento presente .

Hacer yoga es tomarse el tiempo para encontrarse cara a cara contigo mismo y estos encuentros regulares nos ayudan a avanzar, ¡incluso fuera de nuestra esterilla de yoga!

Pre Products

2) ¿Reconectar con tu cuerpo?

Si empezaste a hacer yoga es posible que hayas notado que tu cuerpo evoluciona con tu práctica: se vuelve más tonificado, más flexible, tienes menos dolor de espalda, tienes más fuerza en tus brazos, etc.

Además, hacer yoga te permite conocer mejor tu cuerpo  : al observar tus sensaciones físicas, sabes cuándo puedes llegar más lejos en un estiramiento o comprendes mejor cuándo tu cuerpo no está listo y necesita más tiempo, más respiraciones para entrar en la postura. .

Es conectando la respiración a los movimientos en la postura que ganarás en conexión con tu cuerpo físico, observa tus límites, haz que se muevan, descubre que puedes llegar más lejos, etc.

3) ¿Aprender a manejar tus emociones?

Debes haber escuchado a menudo que el yoga te ayuda a desestresarte, ¿quizás incluso comenzaste a hacer yoga por este motivo?

Más allá de mejorar tu manejo del estrés, hacer yoga ayuda mucho a comprender mejor tus emociones en general.

A través del trabajo de respirar y escucharte a ti mismo, podrás explorar todas tus emociones  : comprenderlas, calmarlas o darles más alcance, si quieres explorar el sentimiento de gratitud o benevolencia por ejemplo.

Durante una sesión de yoga, aprenderás a darle menos importancia a la pequeña voz de tu mente para concentrarte en las emociones que te atraviesan, incluso físicamente.

haciendo el yoga de yoga cam

4) ¿Abrirse a los demás?

Al escucharte mejor a ti mismo y a tu cuerpo físico, te sentirás más en paz contigo mismo y más seguro. De hecho, descubrirás que también te sentirás más disponible para abrirte a los demás y más atento.

Verás que hacer yoga no solo tiene efectos positivos en tu práctica y tu progreso en las posturas, ¡sino también en tu día a día!

? Cuando irradiamos dentro de nosotros, esto tiende a ser comunicado a las personas que nos rodean: nos devolverán más alegría y entusiasmo. ¡Esto crea un círculo virtuoso de energías positivas dentro de ti y a tu alrededor!

Pre Products

5) El yoga es apto para todos ☮️

El yoga no se considera un deporte, porque eso lo reduciría a su única práctica física (hemos visto que es mucho más que eso). Hacer yoga es practicar sin esperar un resultado o sin lograr un rendimiento.

No hay espíritu competitivo en el yoga. Es una actividad que hacemos para sentirnos bien, simplemente . Incluso puede considerarse terapéutico para ciertos tipos de yoga, como el yoga Iyengar, por ejemplo.

Algunas personas se limitan a sí mismas diciéndose que el yoga “no es para ellos”, porque no se sienten lo suficientemente flexibles, no lo suficientemente musculosos, no lo suficientemente pacientes.

Sin embargo, es precisamente porque nos falta flexibilidad, músculo, paciencia que el yoga será muy recomendable.

Las posturas de yoga se adaptan a todos, y no al revés: en sí, todo el mundo puede practicarlo y a cualquier edad.

Compartir

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn
Ir arriba